Now Reading
Netflix: 5 lecciones de la serie «Pose»

Netflix: 5 lecciones de la serie «Pose»

  • Aprende las 5 lecciones de Branding que nos enseña la Casa Evangelista.
  • Las series y las películas también son un termómetro social que indica las conversaciones que tenemos en la mesa.
  • A veces las métricas, reportes y encuestas solo nos muestran una cara de la moneda, hay que ver las historias que contamos.
Diseño sin título 1 1

Netflix se ha convertido en una plataforma que segmenta las preferencias de contenido de sus usuarios; y ofrece un mundo de posibilidades de entretenimiento o aprendizaje si así lo elegimos. La serie Pose de FX cuya primera temporada se estrenó en el 2018, dirigida por Ryan Murphy describe con detalle la situación social y cultural de la comunidad LGBT+ en la época de los 80’s; en medio del brote de un virus mortal que reclamó la vida de generaciones completas de la gran manzana.

1. El ballroom: Reflejo de una realidad ignorada por mucho tiempo

La serie se desarrolla en la pista del ballroom neoyorquino, un espacio de libertad. Un espacio donde la comunidad gay, queer y trans podía proyectarse. Ser la versión más elegante, etérea y sublime de sí mismos.

El ballroom era un lugar en donde el rechazo se convertía en glamour. Un lugar donde se desarolla la cultura y arte drag queen. Y donde muchos jóvenes elegían a su madre. Una madre que los protegería, procuraría y les enseñaría el arte del voguing. Al pertenecer a esta casa, formarían parte de una casa cuyo prestigio dependía del número de trofeos que ganaban cada fin de semana al participar en diferentes categorías.

2. Reconocimiento y posicionamiento social ¿Cómo lograrlo?

Las competencias en el ballroom consisten en tres dinámicas: baile, modelaje y lip-syncing. La esencia de esta dinámica se concentra en la lucha por el reconocimiento y posicionamiento social de la mejor casa. Las casas funciona como un elemento de estructura e identidad familiar para sus integrantes; que la mayoría de las veces, eran jóvenes en situación de vulnerabilidad debido a sus preferencias sexuales. Cada casa está a cargo de un padre y una madre, ambos pertenecientes a la comunidad LGBT+. Su función es enseñar a sus hijos el arte del ballroom y formarlos con los principios y valores de la casa.

Si hacemos la analogía entre un ballroom y cómo se proyecta la marca en el mercado, las marcas buscan proyectarse como la mejor versión de sí mismas al exterior, mientras desarrollan una estructura de principios y valores al interior.

3. La Casa Evangelista y sus peculiares personajes, nos enseñan de branding personal

Angel Evangelista de la Casa Evangelista  Serie Pose

Si ponemos especial atención a la Casa Evangelista, notaremos que a pesar de las diferencias entre los personajes, la guía de la madre (Blanca Rodríguez), los ayuda a construir la mejor versión de sí mismos. Blanca asume la responsabilidad de sus acciones, es clara con las reglas y expectativas de todo aquel que llame su hijo.

  • Blanca Evangelista, formó su propia casa; la casa Evangelista. se caracteriza por ser innovadora, valiente, articulada y decidida; además, por enfrentar la realidad tal y como es.
  • Ricky Evangelista, antes de ser parte de esta casa, era un Don Juan de los ball rooms. Un hombre que sobrevivía vendiendo artículos robados de tiendas departamentales.
  • Angel Evangelista, una mujer trans que vendía caricias en los muelles; con la esperanza de que algún día alguna revista descubriera su talento y hermosura.
  • Damon Richard, es un joven de diecisiete años cuyos padres lo negaron al enterarse que no sólo quería perseguir su pasión por la danza en Nueva York; si no también era gay.
  • Pray Tell, es un estilista de moda que por las mañanas trabajaba en el departamento de perfumes en Macy´s. Pero por las noches es el presentador del prestigioso ballroom.
  • Lil Papi, es minorista de estupefacientes; con un plan para conquistar al mundo.

5 lecciones de branding personal de la Serie «Pose» de Netflix


Pose - Blanca Rodríguez , Casa Evangelista. 
Branding

A través de la serie Pose, además de tener una visión de la situación social y cultural de la comunidad LGBT+, podemos obtener otro tipo de aprendizaje. Las luchas internas y externas que suceden entre las casas y sus personajes, buscando su identidad e inclusión dentro de la sociedad; nos muestran algunas lecciones de branding personal.

1. Atrévete a reinventarte

Blanca Rodriguez pudo haber vivido en la sombra de la Casa Abundace. Sin embargo, al saber que sus días estaban contados, decidió vivir su verdad y hacer algo poco común en la cultura del ballroom; ser un catalizador para que sus hijos cumplieran sus metas.

2. Siempre hay una categoría en la que puedes brillar

Pose nos enseña el arte de trabajar con lo que tienes. Muchos de mis clientes se dejan llevar por lo que otras personas en su ramo están haciendo; esta conducta no solamente perjudica su autoestima, también limita el potencial de su marca personal. Las categorías de Pose, en la vida real se traduce a los nichos de mercado o la promesa de valor de la marca, la cual es única e irrepetible.

See Also
Portada

3. Ante la presión social, elige tu esencia

En un mundo en el que se nos ha vendido la idea de que la viralidad es igual a posicionamiento; es muy fácil emular o implementar estrategias que “hacen a la gente famosa”. Y así perder la misión de quiénes somos y el impacto que queremos tener en el mercado. El compromiso de Blanca con la Casa Evangelista, es ayudar a sus hijos a caminar en su verdad. Y que puedan desarrollar un sentido de identidad; el cual les permita proyectarse con dignidad en el proceso de alcanzar su objetivos.

4. Hay que hacer lo invisible, visible

A lo largo de la historia, los seres humanos hemos invisibilizado a las minorías. Pose como serie ha tomado el liderazgo e iniciativa, abordando un tema que poco de veía en las pantallas. Nos muestra el lado más intimo de una persona que desea ser fiel a su esencia y las luchas sociales que debe enfrentar. Esto aplica a cada uno de nosotros, nos debemos fidelidad a nosotros mismos. Ese será el mejor branding personal, el más sostenible.

5. Enfócate y muestra que eres real

No importa cuánta experiencia, títulos o certificaciones tengas, ser una marca y estar constantemente expuesta al escrutinio y la opinión pública genera inseguridad y ansiedad. Sin embargo, la identidad es la herramienta que siempre te tendrá con los pies sobre la tierra. Busca tu propia identidad y muéstrala al mundo.


Atrévete a ver más allá de tus narices

Los branders tenemos un reto por delante, existen diversas conversaciones respecto a la inclusión y la diversidad. Aunque la redes sociales son excelentes plataformas para interactuar con nuestro mercado; las series y las películas también son un termómetro social que indica las conversaciones (muchas veces incómodas) que tenemos en la mesa. Es de suma importancia no sacrificar fama por esencia, ni autoridad en el mercado por viralidad. El branding es como los ballrooms, no siempre gana la mejor vestida, gana la persona que conecta mejor con la audiencia.

What's Your Reaction?
Emocionado
0
Interesante
0
Neutral
0
No estoy seguro
0
Super Interesante
0